EL SALVADOREÑO QUE DEPARTÍA EN EL PATIO DE TOM ARAYA

EL SALVADOREÑO QUE DEPARTÍA EN EL PATIO DE TOM ARAYA

by: FR

José Trigueros junto a Tom Araya en sus inicios

Durante la década de los 70´s y los 80´s El Salvador vivía una situación inestable debido al conflicto armado, esto provoco una masiva migración de salvadoreños a suelo estadounidense, y pues el caso de José Roberto Trigueros no fue la excepción, como todo migrante uno no sabe lo que le espera en la nueva vida, pero el destino le tenía preparado ser testigo del nacimiento de una de las mejores bandas de todos los tiempos: SLAYER.

José Trigueros, salvadoreño que visitaba la casa de Tom Araya gracias a su amistad con su hermano Johnny Araya

Su historia comienza en vísperas del verano del 82 en donde José Trigueros se topó con Juan Araya (o Johnny Araya) en el parque de si High School en Huntington Park,  acto que le dejaría marcado de por vida a José, pues el era el hermano de nada más y nada menos de un chico llamado Tomas Araya (Tom Araya).

Johnny Araya, hermano de Tom Araya con quien José Trigueros mantuvo una amistad de 7 años

José y Johnny se hicieron amigos de escuela, para en el que en ese entonces la nueva banda llamada Slayer, en el que Johnny comenzó a invitar a sus amigos entre ellos José a ver sus ensayos cuando apenas los integrantes Kerry King y Dave Lombardo apenas habían conocido a Tom y Jeff. Según Cuenta José, los tipos eran simpáticos y humildes o como José lo dice “Locos buena onda”, destaca que Dave Lombardo era el más aplicado, Jeff Hanneman era el más serio y luego Tom y Kerry eran el alma mater de la banda. Sobre la banda destaca que era la banda que más sobresalía del área, comenzaron tocando covers de la música que había en la época, Maiden (quien José confirma que para Tom, Steve Harris es su bajista favorito), Judas Priest, Motörhead, etc. y que el público siempre los prefería a ellos, dice que antes de Slayer había una banda llamada The Radicals que apuntaba a ser toda una promesa, pero no fue con el debut de Slayer que fue desplazado del lugar que tenía en el área.

José comenta que los toques que hacia Slayer se realizaban en el patio de la casa de los Araya, pero muchas veces lo hacían en casa de amigos cercanos a ellos pues en ese entonces hubieron muchas veces que la policía los llego a callar.

José frecuentaba la casa de los Araya, cuenta que los papas de Tom siempre le dieron el apoyo en su camino musical, cuenta que el papá antes de comenzar la primera gira de Slayer le regalo un carro, José recuerda perfectamente que fue un Camaro 1980, ya con el carro pudieron alquilar un remolque para poder llevar todos sus instrumentos. La mamá era más seria, una señora muy dedicada a su fé católica en al que obviamente tuvo sus diferencias pero nada que muera  más allá que unos simples desacuerdos.

José relata que fue una época en el que el Thrash Metal estaba en un auge tremendo, muchas bandas salieron adelante, pero muchas banda quedaron en el camino como la ya comentada The Radicals que prometía futuro pero no llego a mas, José mencionó un dato interesante y es que en el centro de Los Ángeles había una fuerte cantidad de salvadoreños, en esa área se fundó la banda Armored Saint, liderada por Josh Bush (ex Anthrax) en la que comenta que los integrantes Phil Sandoval y Gonzo Sandoval, quienes estudiaron en la High School Belmont, son de ascendencia salvadoreña.

Los hermanos Phil y Gonzo Sandoval, segun JOsé, son de ascendencia salvadoreña

El tiempo paso y la mistad entre José y Johnny Araya siguió junto con la escena metalera y Slayer, no fue hasta en 1989 en un concierto de AC/DC que fue la última vez que José vería a Johnny pues se iba a mudar al centro de Los Ángeles en al que fue testigo del auge de la escena Glam, afirma que a pesar que fue un movimiento que estaba creciendo no fue una tendencia que siguió pero si pudo observar que los promotores y locales iban donde la popularidad llamaba y el glam era algo que daba mucho dinero pues era lo que estaba de moda en esa área y en esa época.

Desgraciadamente para José la vida se le complico un poco hasta llegar a tal punto que  fue deportado regreso a El Salvador en 1992, hasta la fecha ya no ha vuelto a tener contacto con la familia Araya, el regreso en el 2000 Estados Unidos, pero ya la mayoría de su gente que había dejado ya no estaba.

Tatuaje que se realizó José en conmemoración al concierto de Slayer este 28 de Abril

Para José haber sido testigo cercano de la evolución de Slayer es algo que le marco la vida para siempre y es por eso que le tiene mucho aprecio a la banda y dice que este será el concierto más especial al que vaya pues después de que vio los inicios de Slayer en el patio trasero de Tom Araya, y a pesar que ya los vio 10 veces tocar, este concierto que se viene para el 29 de abril será el más especial pues tendrá la oportunidad de ver esa banda en su tierra natal, muestra del entusiasmo que siente por este evento es haberse hecho un tatuaje conmemorativo al concierto.

Recalca que para el seria todo un honor poder volver a conversar con Tom Araya para recordar viejos tiempos en esta visita que realizará la banda a nuestro país o también volver a recuperar la amistad que tuvo en su juventud con Johnny Araya, una amistad que duro aproximadamente 7 años…………¿a quien no le gustaría recuperar esas viejas  amistades que dejamos en bachillerato con la que pasamos nuestros mejores tiempos?